Disponible
25,00 €
Mínimo/máximo jugadores2-5
Edad mínima recomendada+12
Tiempo de juego15 minutos
Aprender: 15 min
Enseñar: 5 minutos
Especificaciones
  • Autor Chema Pamundi
  • Ilustrador Cels Piñol
  • Páginas 242

Envíos Gratis Península y Baleares

Entregas en 48h laborales a Península

Fanhunter: El Juego de Rol

En el siniestro futuro del siglo XXI solo hay CHORRADAS...
Alejo I, un ex-librero demente que tiene delirios de grandeza y cree estar poseído por el espíritu del escritor Philip K. Dick (pues eso, demente) ha conquistado buena parte del mundo, rebautizándolo como Reino de Dick e imponiendo una dictadura criminal en la que todas las manifestaciones de subcultura pop han sido prohibidas: los cómics de superhéroes, los videojuegos roguelike, el rocanrol, las sitcoms, los wargames, las pelis de Steven Seagal (bueno, a ver, esto aún)...
Las tropas del terror de Alejo, los despiadados fanhunters y los clónicos macutes, persiguen y exterminan a todos los cinéfilos, roleros, otakus, trekkies, cosplayers y demás frikis vocacionales, que se han organizado contra el tirano formando La Resistencia, posiblemente el grupo insurgente más inepto de la historia.
Fanhunter, el juego de rol epicodecadente y postchorrapunk, está basado en los célebres tebeos de Cels Piñol, el autor que ha necesitado 30 años para aprender a dibujar rodillas. En esta renovadísima edición de Fanhunter encontrarás:

  • Un sistema de juego que garantizamos que NO FUNCIONA, con lo cual ya no tienes que preocuparte por si aplicas mal las reglas.
  • Un 600% más de contenido útil (teniendo en cuenta que la edición anterior no tenía ninguno), incluyendo, por primera vez, un tocho-trasfondo ordenado y comprensible del universo Fanhunter.
  • Un 35% más de humor escatológico, pensado para ofender a la mayor variedad posible de colectivos (salvo quizás a los filatélicos, diríamos que a todos).
  • Una colección de erratas exclusivas, en cantidad sorprendente incluso para un libro editado por Devir.

Fanhunter ha vuelto, ¡Y es más caro que nunca! ¿Te lo vas a perder? (Ah... ¿sí? Hostia... pues estábamos seguros de que ya te teníamos en el bote...).